Salsa cremosa de chile jalapeño, paso a paso

COMPARTIR 0 TWITTEAR

salsa de jalapeno

Esta receta de salsa cremosa de chile jalapeño es muy fácil de hacer y solo requiere cinco ingredientes. Decir que estoy obsesionada con ella sería quedarme corta. Esta receta está inspirada en la “Salsa Doña” que sirven en Tacodeli, un restaurante mexicano que satisface los antojos de tacos de sus clientes desde el año 1999 en Austin, ciudad de Texas. La versión de Tacodeli está hecha con tan solo cuatro ingredientes: ajo, sal, aceite y jalapeños, los cuales se combinan para lograr una emulsión cremosa picante, rica y sabrosa. Después de probar alrededor de un centenar de formas distintas de preparar jalapeños, finalmente llegué a mi versión de salsa preferida.

Ingredientes para hacer la salsa cremosa de chile jalapeño

Esta receta de salsa cremosa de chile jalapeño es personalizable de acuerdo a tu nivel de picante preferido, desde moderadamente bajo hasta extremadamente picante. Por otro lado, el aceite de aguacate le da un sabor sin igual a esta receta de salsa, pero puedes probar con otro aceite suave que tengas a mano.

  • 500 g de jalapeños frescos, sin tallos
  • 12 dientes de ajo sin pelar
  • ¼ taza de aceite de aguacate
  • 2 cucharadas de zumo de lima o limón fresco
  • 1 cucharadita de sal

Elaboración de la salsa cremosa de chile jalapeño

1. Reúne todos los ingredientes para hacer la salsa cremosa de chile jalapeño.

2. Lava y seca los jalapeños y ponlos en una olla grande junto con 11 dientes de ajo sin pelar. Agrega suficiente agua como para que los jalapeños queden cubiertos y lleva a fuego lento durante 20 minutos o hasta que ambos ingredientes se hayan ablandado por completo.

3. Reserva una taza del agua de cocción de los jalapeños y escurre el resto. Transfiere los chiles a una tabla de cortar cuidadosamente y córtalos por la mitad a lo largo.

4. Desecha las nervaduras y las semillas y pela los dientes de ajo cocidos y el restante crudo. (Si deseas una salsa más picante puedes conservar las nervaduras y las semillas de los jalapeños).

5. Agrega los chiles, el diente de ajo crudo, los dientes de ajo cocidos, el zumo de lima, una cucharadita de sal, el aceite y ¼ taza del agua de cocción reservada a una licuadora y haz un puré.

6. Si deseas que la salsa sea más liviana, agrega un poco más del líquido de cocción reservado hasta alcanzar la consistencia deseada.

7. Prueba y sazona con más zumo de lima o limón y sal, si lo deseas.

Sirve de inmediato y disfruta.

Archivado en Ajo, Chile, Salsa
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (5)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion