Consejos para hidratar la grenetina sin sabor

COMPARTIR 0 TWITTEAR

hidratar gelatina

La grenetina, también denominada gelatina, es un ingrediente fundamental para crear masas flexibles para cubrir o decorar pasteles y tartas como la tarta con gelée de mango que enseñamos recientemente. Además, puede ser empleada en la elaboración del relleno para que el mismo una vez frío se afirme. Por tanto, es importante saber hidratarla y diluirla correctamente para que la preparación te quede como lo esperabas.

A la grenetina sin sabor primero hay que hidratarla en agua preferentemente a temperatura ambiente y después dejarla reposar durante 5-10 minutos. Una vez transcurrido ese período de tiempo, hay que llevarla al calor para que se diluya antes de colocarla en una preparación. De esta manera la grenetina se hidratará adecuadamente y cuando la coloques en tu preparado no formará grumos. La correcta hidratación y diluido te garantizará una “masa” elástica y de agradable textura.

Modo de hidratación y diluido

  • Gelatina en polvo: una cucharada de grenetina en polvo requiere de cuatro cucharadas de agua tibia para hidratarse. La manera adecuada de hacerlo es añadiendo la grenetina en el agua en forma de lluvia. Deja reposar y diluye a baño María o en el microondas.
  • Gelatina en láminas: seis láminas de grenetina equivalen a una cuchara de gelatina en polvo. Para hidratarla es necesario colocarlas en el fondo de un recipiente y después cubrirlo con agua a temperatura ambiente. Deja reposar y para retirar del agua simplemente tómalas y estrújalas. Ponlas en otro recipiente con agua templada y diluye en el microondas o a baño María.
  • Glasé real: si precisas decorar con glasé real, prueba colocando 1/4 de cucharada de grenetina en polvo en una cucharada de agua a temperatura ambiente. Hidrata y diluye al calor. Una vez fría, colócala en el preparado del glasé cuando lo estés batiendo.

Sugerencias

  • Recuerda utilizar un bol ancho al momento de colocar la grenetina en polvo, para que la misma pueda caer correctamente y no se formen grumos.
  • El agua debe estar templada, es decir, ni caliente ni fría, ya que puede no hidratarse y mucho menos diluirse.
  • Cuanto más tiempo de reposo dejes la gelatina, mejor se hidratará.
  • Si te quedarán grumos, cierne la grenetina antes de colocarla en la preparación.
  • Si quieres colocar la grenetina sobre una tarta o pastel, déjala reposar primero en la nevera durante varias horas en un bol tapado con papel film. Esto hará que se extienda mejor.

En Placer al Plato hemos preparado varias recetas con grenetina que encontrarás en la categoría Postre como por ejemplo una irresistible tarta de queso y fresas.

Archivado en Pasteles, Postres, Tartas dulces
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (15)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion