Receta de gazpacho de remolacha

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Con el calor apetece más tomar platos fríos y sin duda los gazpachos son los reyes de verano. No obstante, existen más variaciones de la receta tradicional de gazpacho para ir variando y no tomar siempre lo mismo. Por eso hoy vamos a enseñaros a preparar una variación del gazpacho donde la remolacha es la protagonista. Ya os hemos hablado anteriormente de los beneficios y algunas ideas para cocinar con este vegetal que encontramos durante gran parte del año en el mercado. Sin embargo, sigue apareciendo poco en nuestra dieta aunque nutricionalmente viene cargado de antioxidantes, por eso os invitamos a elaborar esta receta y otras donde utilizamos la remolacha .

Presentación de gazpacho de remolacha

Tiempo de elaboración: 30 minutos

Dificultad: Baja

Raciones: 8 personas

Ingredientes

  • 1 remolacha grande
  • 3 – 4 tomates
  • 1/2 pimiento verde
  • 1/2 pepino
  • 25 gr de pan (aproximadamente un cuarto de barra)
  • 4 dientes de ajo
  • Aceite
  • Sal
  • Vinagre

Elaboración paso a paso

  1. Cómo en el gazpacho tradicional, lo primero que haremos será picar el pan y dejarlo macerar junto con los dientes de ajo picados en láminas y aproximadamente medio vaso de aceite de oliva. Dejando que los sabores se mezclen y el pan se ablande un poco (ya que podemos utilizar pan duro). Podéis añadirle también unas cucharas de comino molido, aunque este ingrediente será opcional.

2 . A continuación pelaremos el pepino y lo trocearemos junto con el pimiento.

  1. Pelamos los tomates, podemos para ello utilizar el truco para pelar tomates que anteriormente os hemos enseñado] y los cortamos en trozos para que luego nos cueste menos triturar.

  2. Tras esto pelaremos la remolacha y la trocearemos. Si queremos que el sabor de esta no sea tan intenso, podremos cocerla previamente entre 10 y 15 minutos a fuego medio-fuerte. De este modo el sabor será algo más suave. No obstante, sus cualidades son mayores si la tomamos en crudo.

  3. Llega el momento de triturarlo todo. Para ello ponemos en una jarra los ingredientes picados y el pan que teníamos reservado junto el aceite y el ajo. Añadimos un puñado de sal, aproximadamente la mitad de vinagre que de aceite añadido y agua hasta que nos quede una sopa ligera.

A la mesa

¡Voilá! Ya tenemos nuestro primer plato listo, lo guardaremos en la nevera hasta que llegue el momento de servir, para que este lo más fresco posible. Cómo veis es un plato fácil y rápido que en verano encaja perfectamente con las temperaturas y que nos aporta numerosas vitaminas.

Para servirlo, a mi me gusta disfrutar de el en un cuenco y saborear cada cucharada. En este caso excluimos añadirle los ingredientes picados o picatostes, por lo que también podéis servirlo en un vaso elegante y beberlo directamente. Con su color tan llamativo seguro que destacará en la mesa además de revolucionar nuestro paladar.

¿Conoce más variaciones del gazpacho? ¿Qué quitarías o añadirías a esta receta? ¿Ya la has probado y quieres contarnos que te parece? Es tu momento cuéntanos lo que quieras a continuación en el apartado de comentarios, estamos deseando escucharte.

Archivado en Aceite de oliva, Gazpacho, Pepino, Pimiento, Pimiento verde, Pimientos, Remolacha, Sopa fría, Tomates, Vinagre
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (19)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion